El cambio en ciencia es un reto para su comunicación

Uno de los problemas principales que nos encontramos los comunicadores/divulgadores científicos (principalmente los que llegan a un amplio sector de la población, que no es mi caso de momento) es que es complicado exponer los hallazgos científicos en ámbitos polémicos o que suponen un desafío a una teoría establecida.

Esto se debe a la percepción de la gente sobre la ciencia (he hablado más de una vez sobre el tema, sobre todo en las categorías “Comunicación y divulgación” y “NAT”) y a que no entiende la variación de significado en algunas palabras dentro del ámbito científico, comparado con el ámbito común.

En la entrada del lunes 8 de septiembre, sobre estudios científicos sin importancia, había un enlace a un artículo del portal MasScience titulado “El asteroide, la mirra y la ciencia”  Comenté que trataba sobre la mediatización de la ciencia y que eso no debe servir para publicar cualquier cosa con tal de que tenga eco. Pero al inicio, hace una reflexión muy acertada para lo que quiero comentar hoy:

“La ciencia y, por extensión, su pensamiento no son humanamente fáciles de comprender. Con esto quiero decir que la evolución biológica no ha predispuesto a la mente humana para la asimilación lógica e intuitiva de la ciencia. Más bien al contrario, somos proclives a mantener creencias e ideologías, a enlazar causas con efectos que no están relacionados, a estimar burdamente las probabilidades de un suceso… Así que como la ciencia, para asegurarse la objetividad, intenta observar la naturaleza apartando al ser humano y a sus engañosas percepciones, no suele ser santo de nuestra devoción.”

El mensaje es claro. No somos capaces de entender teorías que cambian con el tiempo. Somos seres de ideas prefijadas e inamovibles. Y aunque nos den argumentos de peso contra lo que creemos, nos aferramos igualmente.

Por este motivo, hoy quiero mostrar ejemplos de cómo funciona la ciencia. De la manera como algunos hallazgos cambian la manera de ver un aspecto o de lo difícil que es probar una teoría cuando los investigadores tienen hipótesis distintas, incluso opuestas, para las que hacen experimentos para probarlas.

La controversia es necesaria

En evolución humana, debido a que los resultados se basan en los fósiles, en pinceladas genéticas que se consiguen y en suponer cosas que pasaron a unos individuos que están muertos y de los que no queda nada de su ambiente para poner un buen contexto, las hipótesis pueden ser muy variadas.

Que los humanos modernos son una especie que nunca ha tenido contacto con las especies relacionadas con él, que tiene X porcentaje de neandertal, que también tiene de denisovano, que solo se han cruzado los europeos, etc.

Atapuerca ha ayudado muchísimo a esclarecer el panorama de nuestros orígenes, pero aun así, los investigadores luchan para confirmar sus hipótesis. Esto hace de esta discusión y este ámbito, uno de los puntos más emocionantes de la ciencia.

Pero también la hace confusa para quien no entiende que en ciencia todo se critica, y no porque sea erróneo, sino porque cada nuevo hallazgo nos acerca más a la verdad, aunque implique cambiar lo establecido.

Burgos y Atapuerca 2014 - 076

Atapuerca ha arrojado luz en el origen del hombre,
pero siguen habiendo sombras. Fuente: Rafael Poveda.

Los nuevos hallazgos crean dudas que no se pueden resolver en el momento

Hace poco descubrieron unas nuevas especies marinas. Francamente, no tiene mucho más interés que el puramente curioso. Pero resulta que estos animales son excepcionales: no se había visto nada parecido a ellos.

Los científicos pensaron que podían ser Cnidarios (el grupo donde encontramos las medusas), Ctenóforos (unos animales gelatinosos marinos parecidos a las medusas) o un nuevo grupo.

La inclusión a uno de estos grupos podría provocar que la filogenia de los animales (es decir, su organización evolutiva) cambiara. Y precisamente cambiaría en su base, donde se encuentran estos grupos.

Para confirmarlo es necesario hacer pruebas genéticas de estos nuevos animales. Lástima que debido a su preservación, esto no sea posible. Así que quedará la duda hasta que se puedan hacer los análisis.

A veces, algunas hipótesis no se pueden testar por no disponer de los medios, de manera que no se pueden confirmar. Esto no implica que los científicos no sepan nada.

hallazgos que crean cambios en ciencia

Fotografías de la nueva especie marina. Fuente: IFLScience, sacada de Justin et al (paper con el que se ha hecho el artículo en la web).

Nuevos estudios pueden cambiar los hallazgos pasados

Una especie de liquen (ser vivo simbiótico, formado por un hongo y una alga o bacteria) ha dado lugar a 126 especies distintas, como mínimo. Y no es debido a una evolución ultrarrápida. Sino a un análisis genético de los especímenes presentes en las colecciones.

Los especímenes son muy diferentes en color, textura y ambiente, pero cuando se conservan en las colecciones terminan perdiendo su color, de manera que todos parecen iguales. Así que un análisis genético de la especie primera dio lugar a la confirmación de 6 especies, luego 16 y finalmente 126, como mínimo.

Luego se vio lo que he comentado arriba: cada especie presenta colores distintos, texturas distintas, vive en sitios distintos, cuando se encuentra en estado salvaje.

Los estudios previos no siempre tienen razón, así que las revisiones y el cuestionamiento de lo establecido nos acercan a la verdad y a un mayor conocimiento, permitiendo el avance de la ciencia.

Se revisa, se rectifica, se cambia

Estos ejemplos muestran que la rectificación es un hecho indispensable de la ciencia. Es más, los científicos son tan quisquillosos que incluso los trabajos publicados deben ser replicables para tener validez. Es decir, se deben poder repetir siguiendo el mismo procedimiento que se usó en el artículo original.

gravity

La teoría científica no es algo “hipotético”;
es un conjunto de hechos demostrados.
Fuente: the mad LOLscientist.

Actualmente, esto está poniendo en duda muchos de los hallazgos de las biociencias. Puesto que muchos trabajos se hacen con las células de un individuo, otros centros difícilmente pueden reproducir los trabajos con células de otras personas. ¿Esto implica que como no se pueden replicar, no son válidos? Bueno, es un debate interesante.

Pero volviendo a la ciencia en general, se debe dar a entender de manera más intensa que hay cambios, rectificaciones y, a veces, retiradas y desacreditaciones. Quizá, para hacer más fácil esto habría que cambiar el término “teoría” por “verdad vigente”, como algunos ya sugieren.

También se puede usar el método propuesto por Sharon Dunwoody: usar el peso de la evidencia, mostrando las distintas posturas existentes, pero remarcando la que tiene más peso. Esto evitaría el ir rectificando noticias y el pensamiento de la gente de que “estos científicos no saben nada”.

Aun así, tiene el inconveniente de usar la palabra “creencia”. En ciencia no se cree; se supone, se demuestra o se sabe, pero no se cree. En vez de usar “la creencia principal es…”, se puede usar “la corriente más demostrada…” o “la línea de investigación con más evidencias…” o “la hipótesis más apoyada por los resultados…”. Eso daría más sensación de un conjunto de hechos en vez de creencia.

Y obviamente recalcar el cambio en la ciencia, porque sin cambio no hay progreso. Quien se queda quieto no evoluciona.

DH

Anuncios

TALK to me

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

misedades.wordpress.com/

IMAGEN CORPORATIVA | COMUNICACIÓN

VueltaenterA

Neogeografía, apps y medio ambiente

Los Mundos de Brana

«I love physics with all my heart... It is a kind of personal love, as one has for a person to whom one is grateful for many things». Lise Meitner

AveNaturia

Un blog para conocer y disfrutar la naturaleza

Gaia's Mind

~ Inspired by nature • Historias en la naturaleza ~

Esquilant la Dolly

Esquilant la Dolly

Andanzas de un Trotalomas

Andanzas, aventuras y desventuras de un naturalista apasionado

Galiana y Cía.

El arte de contar lo que vemos

UNA INVESTIGADORA EN APUROS

En constante estado metaestable desde la década de los 70

A %d blogueros les gusta esto: